Coaching: Liderazgo innovador

faceEl fundador de una empresa familiar delega la dirección en su joven hijo. Éste acepta y, en el inicio, se dedica sobre todo a resolver problemas relacionados con maquinarias y producción. Su formación técnica le hace centrarse en esos asuntos especialmente pero, en poco tiempo, surgen problemas con el personal de la empresa.

Al mismo tiempo las ventas empiezan a caer e incluso algunos sugieren, de manera privada, que se necesita otro plan de márketing. Ante esa situación, el flamante director toma otras decisiones, nuevas vías para buscar soluciones. Pero, por tener otras prioridades que considera más urgentes, pierde de vista esas medidas y no las lleva a la práctica. Finalmente, los problemas se agravan.

El fundador duda si fue buena idea delegar todo el control en su hijo e incluso el propio hijo duda de si fue acertado.

Llegan a un acuerdo: hacer un proceso de Coaching. El objetivo es detectar los puntos débiles, fortalecer sus habilidades, hacerse con el mando de todas las áreas de la empresa, diseñar un plan para delegar tareas y hacer el seguimiento y la evaluación de los equipos. A raíz de ese proceso, implanta reuniones semanales con los mandos intermedios, empieza a centrarse en las metas de cada área, a medirlas y a tomar confianza en sus acciones y decisiones.

Al cabo de unos 6 meses, el hijo consigue hacerse con el control de la empresa y con el respeto de sus trabajadores.  El fundador piensa que hizo bien en confiarle la empresa.

La breve historia anterior puede ser, en muchos aspectos, similar a lo que muchos empresarios tienen que enfrentar en su día a día. Los cambios son denominador común de nuestros retos diarios. Muchas veces son sobrevenidos, otras veces los podemos promover nosotros mismos y los programas formativos tradicionales no dan respuestas ni ayudan a afrontar, en general,  ninguno de ellos.

post10El proceso de Coaching nos prepara ante esos nuevos retos y, en especial, ante los tres grandes desafíos que pueden marcar la diferencia en una empresa: liderazgo, organización e innovación (según el estudio de I4CP 2013)

LIDERAZGO

En la actualidad, los jóvenes que asumen el negocio familiar, los jefes recién promovidos o las nuevas presiones que existen en las empresas plantean un tipo diferente de liderazgo que no se aprende ni en la Universidad ni en las Escuelas de Negocio. Cómo dirigir, inspirar, crear equipo y conseguir buenos resultados no es una tarea fácil y por eso el Coaching plantea cambios en el líder en su manera de pensar, valorar y actuar; cambios  imprescindibles si se desea un equipo comprometido y activo en la búsqueda de resultados.

ORGANIZACIÓN

Además, se necesita un plan que acompañe las decisiones y consiga crear un nuevo tipo de organización, donde las presiones no hundan al barco sino más bien lo impulsen a orientarse hacia nuevos puertos y mercados. Ante la crisis, las graves decisiones de recorte de personal, ampliación de horarios,  presión etc. han desestabilizado a muchos equipos y bajado su nivel de productividad. Por eso, se necesita un cambio en el modo de coordinar, comunicar y evaluar lo que antes no parecía tan necesario.

INNOVACIÓN

Y, por último, hoy en día, aunque todos hablan de abrir nuevos mercados, de innovar en el producto, de cambiar los mensajes de venta o de ser creativos, son muy pocas empresas que lo han incluido en su estrategia principal y está lejos de ser el tema más discutido de las reuniones en los comités directivos.

Entender la innovación como una necesidad, incluirla en el plan estratégico más allá de una oficina de I+D o la renovación del software y, con todo eso, conseguir ventajas frente a la competencia es una tarea de convencimiento, compromiso y toma de decisiones que un proceso de Coaching Empresarial puede lograr.

Cost-value graph on blackboardYa en 2001, se hicieron públicos estudios que reflejaban que el retorno de inversión del Coaching es de casi 600%. En los últimos años, se ha comprobado que la mitad de las empresas realiza procesos de Coaching porque los considera efectivos para crear liderazgo, productividad y adaptación a los cambios. Y, aún en medio de la crisis, un 30% de las empresas que no lo hacen, lo implementará en los próximos años pues están viendo su utilidad incluso en los procesos de reducción de costes.

Prepararte para el cambio, reforzar tus habilidades y afrontar y superar las debilidades, innovar e, incluso, avanzar en la conciliación laboral y familiar pueden ser los retos  que te lleven a tu propio proceso de Coaching.

Fuentes: Asociación de Management Americano, Instituto para la Productividad Empresarial, http://1.usa.gov/kEyno7. Consultora Odgers Berndtson http://bit.ly/RVCHlv. The International Journal of Evidence Based Coaching and Mentoring, http://bit.ly/ZhH2RI. La visión de los CEOs 2008-2012: 40 piezas para construir una gestión ganadora http://bit.ly/Zi5kwA.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s